ec.acetonemagazine.org
Nuevas recetas

Takeru Kobayashi gana Crif Dog Classic

Takeru Kobayashi gana Crif Dog Classic


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


El comensal competitivo supera al ganador de Nathan's Famous en la nueva competencia de comer perritos calientes

Takeru Kobayashi gana el concurso Crif Classic Hot Dog Eating en Brooklyn.

El comedor competitivo Takeru Kobayashi estableció un nuevo récord en el consumo competitivo de perritos calientes durante la inauguración Perro Crif Clásico en Brooklyn el Día de la Independencia. Kobayashi se comió 68 perros calientes y medio en 10 minutos para llevarse a casa el primer premio de $ 15,000, informó Deportes Ilustrados.

Kobayashi superó al poseedor del récord mundial y su rival, Joey Chestnut, quien actualmente tiene el récord mundial oficial de 68 perros calientes y bollos en 10 minutos, por medio perro.

Si bien Kobayashi se comió 68 perros y medio, la mitad más que el récord mundial, el Crif Dog Classic no fue sancionado por la Federación Internacional de Comida Competitiva, por lo que el récord de Chestnut sigue en pie.

Kobayashi ganó notoriedad en el competitivo mundo de la comida después de ganar el primer lugar seis veces consecutivas en el famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan en Coney Island, Brooklyn, de 2001 a 2006. Kobayashi fue expulsado del concurso de perritos calientes Nathan's Famous en 2010 después de negarse a firmar un contrato que le permitiría competir solo en competencias de alimentación competitivas sancionadas, según el New York Post.

El Crif Dog Classic debutó este año en Pizzería Roberta en Bushwich, Brooklyn, que alberga a 10 de los mejores comedores competitivos del mundo. Casi 400 asistentes vieron cómo Kobayashi se llevó el premio.

Hace unos años, Kobayashi apareció en los titulares por una razón muy diferente. Fue arrestado por intentar asaltar el escenario en Nathan's Famous, el mismo año en que fue expulsado de la competencia, según el New York Post.

Kobayashi superó al ganador del primer lugar de Nathan's Famous, Chestnut, quien ganó el Concurso Internacional de Comer Perritos Calientes del 4 de Julio de Nathan’s Famous por sexto año consecutivo el miércoles al comerse 68 perritos calientes y bollos en 10 minutos.

Sean Flynn es un escritor junior de The Daily Meal. Síguelo en Twitter @BuffaloFlynn


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la comida competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente rechazará a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a 210 libras y Thomas marcando 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo perritos calientes en la práctica más absurda en la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, filete de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca había estado más emocionado, y & # 8217 no sólo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguir el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi! & # 8221 como el concurso oficial de Nathan & # 8217s jugado en un televisor a su lado, batiendo extraoficialmente el récord de Chestnut & # 8217s.

Este año, Kobayashi participó en un evento titulado Crif Dogs, una nueva institución de perros calientes de Nueva York, que comenzó en 2001.

El Crif Dog Classic tuvo lugar en Roberta & # 8217s, un restaurante con su propia reputación en crecimiento en Brooklyn & # 8217s moderno barrio de Bushwick.

& # 8220 Sabes que le hemos pedido a Kobi probablemente dos docenas de veces que venga a sentarse & # 8230 hemos dicho que se siente & # 8217s, que se dé cuenta de esto, le debemos al mundo una revancha & # 8221, dijo Shea. & # 8220Él no & # 8217t quiere hacer eso, lo respeto. & # 8221

A pesar de otras competiciones, dijo, nadie puede desafiar a Nathan & # 8217s.

Dirigiéndose a las multitudes en el pesaje el martes, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, se animó, recitando una serie de juegos de palabras de perros calientes & # 8212 & # 8220dogged, & # 8221 & # 8220 catch up, & # 8221 & # 8220 cut the mostaza & # 8221 y & # 8220 salchicha pronunciada. & # 8221

El alcalde del tercer mandato rápidamente ofreció su franca evaluación del discurso, llenando de entusiasmo a sus escritores.

& # 8220¿Quién escribió esta mierda? & # 8221, preguntó Bloomberg, provocando una ola de risas en el ayuntamiento.


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la alimentación competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente rechazará a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a las 210 libras y Thomas marcando las 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo perritos calientes en la práctica más absurda en la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, filete de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca había estado más emocionado, y & # 8217 no sólo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguir el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi! & # 8221 como el concurso oficial de Nathan & # 8217s jugado en un televisor a su lado, batiendo extraoficialmente el récord de Chestnut & # 8217s.

Este año, Kobayashi participó en un evento titulado Crif Dogs, una nueva institución de perros calientes de Nueva York, que comenzó en 2001.

El Crif Dog Classic tuvo lugar en Roberta & # 8217s, un restaurante con su propia reputación en crecimiento en Brooklyn & # 8217s moderno barrio de Bushwick.

& # 8220 Sabes que le hemos pedido a Kobi probablemente dos docenas de veces que venga a sentarse & # 8230 hemos dicho que se siente & # 8217s, que se dé cuenta de esto, le debemos al mundo una revancha & # 8221, dijo Shea. & # 8220Él no & # 8217t quiere hacer eso, lo respeto. & # 8221

A pesar de otras competiciones, dijo, nadie puede desafiar a Nathan & # 8217s.

Dirigiéndose a las multitudes en el pesaje el martes, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, se animó, recitando una serie de juegos de palabras de perros calientes & # 8212 & # 8220dogged, & # 8221 & # 8220 catch up, & # 8221 & # 8220 cut the mostaza & # 8221 y & # 8220 salchicha pronunciada. & # 8221

El alcalde del tercer mandato rápidamente ofreció su franca evaluación del discurso, llenando de entusiasmo a sus escritores.

& # 8220¿Quién escribió esta mierda? & # 8221, preguntó Bloomberg, provocando una ola de risas en el ayuntamiento.


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la alimentación competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente rechazará a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a las 210 libras y Thomas marcando las 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo perritos calientes en la práctica más absurda de la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, bistec de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca había estado más emocionado, y & # 8217 no sólo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguir el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi! & # 8221 como el concurso oficial de Nathan & # 8217s jugado en un televisor a su lado, batiendo extraoficialmente el récord de Chestnut & # 8217s.

Este año, Kobayashi participó en un evento titulado Crif Dogs, una nueva institución de perros calientes de Nueva York, que comenzó en 2001.

El Crif Dog Classic tuvo lugar en Roberta & # 8217s, un restaurante con su propia reputación en crecimiento en Brooklyn & # 8217s moderno barrio de Bushwick.

& # 8220 Sabes que le hemos pedido a Kobi probablemente dos docenas de veces que venga a sentarse & # 8230 hemos dicho que se siente & # 8217s, que se dé cuenta de esto, le debemos al mundo una revancha & # 8221, dijo Shea. & # 8220Él no & # 8217t quiere hacer eso, lo respeto. & # 8221

A pesar de otras competiciones, dijo, nadie puede desafiar a Nathan & # 8217s.

Dirigiéndose a las multitudes en el pesaje el martes, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, se animó, recitando una serie de juegos de palabras de perros calientes & # 8212 & # 8220dogged, & # 8221 & # 8220 catch up, & # 8221 & # 8220 cut the mostaza & # 8221 y & # 8220 salchicha pronunciada. & # 8221

El alcalde del tercer mandato ofreció rápidamente su franca evaluación del discurso, llenando de entusiasmo a sus escritores.

& # 8220¿Quién escribió esta mierda? & # 8221, preguntó Bloomberg, provocando una ola de risas en el ayuntamiento.


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la comida competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente rechazará a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a las 210 libras y Thomas marcando las 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo perritos calientes en la práctica más absurda de la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, filete de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca he estado más emocionado, y & # 8217 no solo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguir el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi! & # 8221 como el concurso oficial de Nathan & # 8217s jugado en un televisor a su lado, batiendo extraoficialmente el récord de Chestnut & # 8217s.

Este año, Kobayashi participó en un evento titulado Crif Dogs, una nueva institución de perros calientes de Nueva York, que comenzó en 2001.

El Crif Dog Classic tuvo lugar en Roberta & # 8217s, un restaurante con su propia reputación en crecimiento en Brooklyn & # 8217s moderno barrio de Bushwick.

& # 8220 Sabes que le hemos pedido a Kobi probablemente dos docenas de veces que venga a sentarse & # 8230 hemos dicho que se siente & # 8217s, que se dé cuenta de esto, le debemos al mundo una revancha & # 8221, dijo Shea. & # 8220Él no & # 8217t quiere hacer eso, lo respeto. & # 8221

A pesar de otras competiciones, dijo, nadie puede desafiar a Nathan & # 8217s.

Dirigiéndose a las multitudes en el pesaje el martes, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, se animó y recitó una serie de juegos de palabras de perros calientes & # 8212 & # 8220dogged, & # 8221 & # 8220 catch up, & # 8221 & # 8220 cut the mostaza & # 8221 y & # 8220 salchicha pronunciada. & # 8221

El alcalde del tercer mandato rápidamente ofreció su franca evaluación del discurso, llenando de entusiasmo a sus escritores.

& # 8220¿Quién escribió esta mierda? & # 8221, preguntó Bloomberg, provocando una ola de risas en el ayuntamiento.


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la comida competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente rechazará a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a 210 libras y Thomas marcando 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo perritos calientes en la práctica más absurda de la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, bistec de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca he estado más emocionado, y & # 8217 no solo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguir el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi! & # 8221 como el concurso oficial de Nathan & # 8217s jugado en un televisor a su lado, batiendo extraoficialmente el récord de Chestnut & # 8217s.

Este año, Kobayashi participó en un evento titulado Crif Dogs, una nueva institución de perros calientes de Nueva York, que comenzó en 2001.

El Crif Dog Classic tuvo lugar en Roberta & # 8217s, un restaurante con su propia reputación en crecimiento en Brooklyn & # 8217s moderno barrio de Bushwick.

& # 8220 Sabes que le hemos pedido a Kobi probablemente dos docenas de veces que venga a sentarse & # 8230 hemos dicho que se siente & # 8217s, que se dé cuenta de esto, le debemos al mundo una revancha & # 8221, dijo Shea. & # 8220Él no & # 8217t quiere hacer eso, lo respeto. & # 8221

A pesar de otras competiciones, dijo, nadie puede desafiar a Nathan & # 8217s.

Dirigiéndose a las multitudes en el pesaje el martes, el alcalde de la ciudad de Nueva York, Michael Bloomberg, se animó, recitando una serie de juegos de palabras de perros calientes & # 8212 & # 8220dogged, & # 8221 & # 8220 catch up, & # 8221 & # 8220 cut the mostaza & # 8221 y & # 8220 salchicha pronunciada. & # 8221

El alcalde del tercer mandato ofreció rápidamente su franca evaluación del discurso, llenando de entusiasmo a sus escritores.

& # 8220¿Quién escribió esta mierda? & # 8221, preguntó Bloomberg, provocando una ola de risas en el ayuntamiento.


Los campeones que comen hot dogs defienden sus títulos en el enfrentamiento del 4 de julio

NUEVA YORK (CNN) & # 8212 El & # 8220sport & # 8221 estadounidense de la comida competitiva coronó su batalla real característica en Nueva York el miércoles con el aparente triunfo de dos campeones defensores.

Joey & # 8220Jaws & # 8221 Chestnut y Sonya & # 8220The Black Widow & # 8221 Thomas se defendieron cada uno de los aspirantes a rivales durante la competencia anual de comer perritos calientes de Nathan & # 8217 en Brooklyn.

En un evento que probablemente repugne a la mayoría de los vegetarianos, Chestnut empató su récord comiendo 68 perros calientes y bollos en 10 minutos. Marca la sexta victoria del nativo de California en la competencia, empatando a su antiguo rival, el ícono de la comida japonesa Takeru Kobayashi, quien no compitió debido a una disputa contractual.

Thomas también defendió con éxito su título, estableciendo un nuevo récord mundial de mujeres # 8217 después de comerse 45 perritos calientes y bollos. Eso rompió su récord anterior de 41, que estableció el año pasado.

Pero en un enfrentamiento similar en el mismo distrito de Nueva York, Kobayashi se comió 68.5 perritos calientes y bollos en la misma cantidad de tiempo en un evento de todo lo que pueda comer destinado a competir con el concurso Nathan & # 8217s.

No está claro si las dos competiciones tienen reglas similares que permitan el conteo de medias.

Chestnut y Thomas asistieron al pesaje para el concurso Nathan & # 8217s el martes, con Chestnut llegando a 210 libras y Thomas marcando 100 libras en la balanza.

& # 8220The Black Widow & # 8221 usó su método probado y verdadero para derribar a los perros.

& # 8220Mi técnica es mojar dos perros calientes en la taza de agua y luego comer & # 8221, dijo el martes.

El concurso comenzó hace casi un siglo como un espectáculo secundario en el famoso malecón de Coney Island. Pero todo eso cambió cuando Nathan & # 8217s Famous Restaurant vio el atractivo que tenía para el paseo marítimo, y especialmente el restaurante.

Hasta el año pasado, hombres y mujeres realizaban concursos juntos, pero ahora tienen divisiones separadas.

& # 8220Es & # 8217 es una institución estadounidense & # 8221, dijo George Shea, quien junto con su hermano, Richard Shea, y su socio David Baer llevaron la alimentación competitiva a un nuevo nivel.

& # 8220America es capaz de celebrar la libertad & # 8212 sus derechos, sus libertades, todas las alegrías que vienen con eso & # 8212 comiendo hot dogs en la práctica más absurda de la historia de la humanidad & # 8217. & # 8221

Los tres introdujeron el codiciado cinturón de campeonato amarillo mostaza, haciendo arreglos para que ESPN transmitiera la competencia en vivo y promocionando a los & # 8220eaters & # 8221 como atletas profesionales.

Además del famoso concurso internacional de comer perritos calientes del 4 de julio de Nathan, los Shea han organizado otras competiciones, que han denominado Major League Eating.

Otros concursos incluyen ostras, hamburguesas, filete de queso, costillitas, alitas de búfalo, jalapeños, espárragos, albóndigas, bagre y carne en conserva.

& # 8220 Nunca había estado más emocionado, y & # 8217 no sólo digo eso & # 8221, dijo Shea. & # 8220Cuando veo a Joey Chestnut & # 8212 él & # 8217 es un héroe estadounidense, la gente lo rodea. Se reúnen alrededor de Sonya. Se me pone la piel de gallina y me doy cuenta de que el 4 de julio está aquí. & # 8221

En los últimos años, Major League Eating promocionó la rivalidad gástrica entre Chestnut y Kobayashi, un poseedor en serie del cinturón amarillo mostaza.

Kobayashi estableció su primer récord en su debut en la competencia Nathan & # 8217s en 2001 al comer 50 perros calientes en 12 minutos. Luego se llevó a casa el título hasta 2006.

En los años transcurridos desde entonces, no ha participado debido a una disputa contractual con Major League Eating, que impuso límites restrictivos al patrocinio y la remuneración, dijeron sus representantes.

La leyenda japonesa de la comida no quería seguirle el juego, dijeron.

En 2010, Kobayashi fue arrestado cuando irrumpió en el escenario de la competencia. El año pasado, disputó desde lejos.

En el techo de un bar de Manhattan, Kobayashi se comió 69 hot dogs y bollos al ritmo de una multitud que gritaba & # 8220Kobi! Kobi!” as the official Nathan’s contest played on a television beside him, unofficially beating Chestnut’s record.

This year, Kobayashi participated in an event titled Crif Dogs, a newer New York hot dog institution, which started in 2001.

The Crif Dog Classic took place at Roberta’s, a restaurant with its own growing reputation in Brooklyn’s trendy Bushwick neighborhood.

“You know we have asked Kobi probably two dozen times to come sit … we have said let’s sit, let’s figure this out we owe the world a rematch,” Shea said. “He doesn’t want to do that, I respect him.”

Despite other competitions, he said, no one can challenge Nathan’s.

Addressing crowds at the weigh-in Tuesday, New York City Mayor Michael Bloomberg got in the spirit, rattling off a string of hot dog puns — “dogged,” “catch up,” “cut the mustard” and “pronounced wiener.”

The third-term mayor then quickly offered his frank assessment of the speech, blasting his writers with relish.

“Who wrote this sh**?” Bloomberg asked, sparking a wave of laughter at City hall.


Hot dog-eating champs defend titles in Fourth of July showdown

NEW YORK (CNN) — The American “sport” of competitive eating capped off its signature battle royale in New York on Wednesday with the apparent triumph of two defending champions.

Joey “Jaws” Chestnut and Sonya “The Black Widow” Thomas each fended off would-be challengers during Nathan’s annual hot dog-eating competition in Brooklyn.

In an event likely to repulse most vegetarians, Chestnut tied his record by scarfing down 68 hot dogs and buns in 10 minutes. It marks the California native’s sixth win at the competition, tying his former rival, Japanese eating icon Takeru Kobayashi, who did not compete due to a contract dispute.

Thomas also successfully defended her title, setting a new women’s world record after downing 45 hot dogs and buns. That smashed her previous record of 41, which she set last year.

But in a similar showdown in the same New York borough, Kobayashi scarfed down 68.5 hot dogs and buns in the same amount of time in an all-you-can-eat event meant to rival the Nathan’s contest.

It’s not clear whether the two competitions have similar rules that allow for half counts.

Chestnut and Thomas attended the weigh-in for the Nathan’s contest on Tuesday, with Chestnut coming in at 210 pounds and Thomas marking 100 pounds on the scale.

“The Black Widow” used her tried-and-true method to down the dogs.

“My technique is I dunk two hot dogs in the water cup and then eat,” she said Tuesday.

The contest started nearly a century ago as a sideshow on the notorious boardwalk in Coney Island. But all that changed when Nathan’s Famous Restaurant saw the draw it had for the boardwalk, and especially the eatery.

Up until last year, men and women held contests together, but now have separate divisions.

“It’s an American institution,” said George Shea, who along with his brother, Richard Shea, and partner David Baer took competitive eating to a new level.

“America is able to celebrate freedom — its rights, its freedoms, all of the joys that comes with that — by eating hot dogs in the most absurd practice ever in mankind’s history.”

The three introduced the coveted mustard yellow championship belt, arranging for ESPN to telecast the competition live and promoting the “eaters” as professional athletes.

In addition to Nathan’s Famous Fourth of July International Hot Dog Eating Contest, the Sheas have organized other competitions, which they’ve dubbed Major League Eating.

Other contests include oysters, hamburgers, cheese steak, baby back ribs, buffalo wings, jalapenos, asparagus, meatballs, catfish and corned beef.

“I have never been more excited, and I’m not just saying that,” said Shea. “When I see Joey Chestnut — he’s an American hero, people flock around him. They flock around Sonya. I get goosebumps on my hands and realize the Fourth of July is here.”

In past years, Major League Eating hyped up the gastric rivalry between Chestnut and Kobayashi, a serial holder of the mustard yellow belt.

Kobayashi set his first record at his debut Nathan’s competition in 2001 by eating 50 hot dogs in 12 minutes. He went on to take home the title through 2006.

In the years since, he hasn’t participated because of a contract dispute with Major League Eating, which placed restrictive limits on endorsement and remuneration, his representatives said.

The Japanese eating legend did not want to play along, they said.

In 2010, Kobayashi was arrested when he stormed the stage at the competition. Last year, he contested from afar.

On the roof of a Manhattan bar, Kobayashi polished off 69 hot dogs and buns to the tune of a crowd chanting “Kobi! Kobi!” as the official Nathan’s contest played on a television beside him, unofficially beating Chestnut’s record.

This year, Kobayashi participated in an event titled Crif Dogs, a newer New York hot dog institution, which started in 2001.

The Crif Dog Classic took place at Roberta’s, a restaurant with its own growing reputation in Brooklyn’s trendy Bushwick neighborhood.

“You know we have asked Kobi probably two dozen times to come sit … we have said let’s sit, let’s figure this out we owe the world a rematch,” Shea said. “He doesn’t want to do that, I respect him.”

Despite other competitions, he said, no one can challenge Nathan’s.

Addressing crowds at the weigh-in Tuesday, New York City Mayor Michael Bloomberg got in the spirit, rattling off a string of hot dog puns — “dogged,” “catch up,” “cut the mustard” and “pronounced wiener.”

The third-term mayor then quickly offered his frank assessment of the speech, blasting his writers with relish.

“Who wrote this sh**?” Bloomberg asked, sparking a wave of laughter at City hall.


Hot dog-eating champs defend titles in Fourth of July showdown

NEW YORK (CNN) — The American “sport” of competitive eating capped off its signature battle royale in New York on Wednesday with the apparent triumph of two defending champions.

Joey “Jaws” Chestnut and Sonya “The Black Widow” Thomas each fended off would-be challengers during Nathan’s annual hot dog-eating competition in Brooklyn.

In an event likely to repulse most vegetarians, Chestnut tied his record by scarfing down 68 hot dogs and buns in 10 minutes. It marks the California native’s sixth win at the competition, tying his former rival, Japanese eating icon Takeru Kobayashi, who did not compete due to a contract dispute.

Thomas also successfully defended her title, setting a new women’s world record after downing 45 hot dogs and buns. That smashed her previous record of 41, which she set last year.

But in a similar showdown in the same New York borough, Kobayashi scarfed down 68.5 hot dogs and buns in the same amount of time in an all-you-can-eat event meant to rival the Nathan’s contest.

It’s not clear whether the two competitions have similar rules that allow for half counts.

Chestnut and Thomas attended the weigh-in for the Nathan’s contest on Tuesday, with Chestnut coming in at 210 pounds and Thomas marking 100 pounds on the scale.

“The Black Widow” used her tried-and-true method to down the dogs.

“My technique is I dunk two hot dogs in the water cup and then eat,” she said Tuesday.

The contest started nearly a century ago as a sideshow on the notorious boardwalk in Coney Island. But all that changed when Nathan’s Famous Restaurant saw the draw it had for the boardwalk, and especially the eatery.

Up until last year, men and women held contests together, but now have separate divisions.

“It’s an American institution,” said George Shea, who along with his brother, Richard Shea, and partner David Baer took competitive eating to a new level.

“America is able to celebrate freedom — its rights, its freedoms, all of the joys that comes with that — by eating hot dogs in the most absurd practice ever in mankind’s history.”

The three introduced the coveted mustard yellow championship belt, arranging for ESPN to telecast the competition live and promoting the “eaters” as professional athletes.

In addition to Nathan’s Famous Fourth of July International Hot Dog Eating Contest, the Sheas have organized other competitions, which they’ve dubbed Major League Eating.

Other contests include oysters, hamburgers, cheese steak, baby back ribs, buffalo wings, jalapenos, asparagus, meatballs, catfish and corned beef.

“I have never been more excited, and I’m not just saying that,” said Shea. “When I see Joey Chestnut — he’s an American hero, people flock around him. They flock around Sonya. I get goosebumps on my hands and realize the Fourth of July is here.”

In past years, Major League Eating hyped up the gastric rivalry between Chestnut and Kobayashi, a serial holder of the mustard yellow belt.

Kobayashi set his first record at his debut Nathan’s competition in 2001 by eating 50 hot dogs in 12 minutes. He went on to take home the title through 2006.

In the years since, he hasn’t participated because of a contract dispute with Major League Eating, which placed restrictive limits on endorsement and remuneration, his representatives said.

The Japanese eating legend did not want to play along, they said.

In 2010, Kobayashi was arrested when he stormed the stage at the competition. Last year, he contested from afar.

On the roof of a Manhattan bar, Kobayashi polished off 69 hot dogs and buns to the tune of a crowd chanting “Kobi! Kobi!” as the official Nathan’s contest played on a television beside him, unofficially beating Chestnut’s record.

This year, Kobayashi participated in an event titled Crif Dogs, a newer New York hot dog institution, which started in 2001.

The Crif Dog Classic took place at Roberta’s, a restaurant with its own growing reputation in Brooklyn’s trendy Bushwick neighborhood.

“You know we have asked Kobi probably two dozen times to come sit … we have said let’s sit, let’s figure this out we owe the world a rematch,” Shea said. “He doesn’t want to do that, I respect him.”

Despite other competitions, he said, no one can challenge Nathan’s.

Addressing crowds at the weigh-in Tuesday, New York City Mayor Michael Bloomberg got in the spirit, rattling off a string of hot dog puns — “dogged,” “catch up,” “cut the mustard” and “pronounced wiener.”

The third-term mayor then quickly offered his frank assessment of the speech, blasting his writers with relish.

“Who wrote this sh**?” Bloomberg asked, sparking a wave of laughter at City hall.


Hot dog-eating champs defend titles in Fourth of July showdown

NEW YORK (CNN) — The American “sport” of competitive eating capped off its signature battle royale in New York on Wednesday with the apparent triumph of two defending champions.

Joey “Jaws” Chestnut and Sonya “The Black Widow” Thomas each fended off would-be challengers during Nathan’s annual hot dog-eating competition in Brooklyn.

In an event likely to repulse most vegetarians, Chestnut tied his record by scarfing down 68 hot dogs and buns in 10 minutes. It marks the California native’s sixth win at the competition, tying his former rival, Japanese eating icon Takeru Kobayashi, who did not compete due to a contract dispute.

Thomas also successfully defended her title, setting a new women’s world record after downing 45 hot dogs and buns. That smashed her previous record of 41, which she set last year.

But in a similar showdown in the same New York borough, Kobayashi scarfed down 68.5 hot dogs and buns in the same amount of time in an all-you-can-eat event meant to rival the Nathan’s contest.

It’s not clear whether the two competitions have similar rules that allow for half counts.

Chestnut and Thomas attended the weigh-in for the Nathan’s contest on Tuesday, with Chestnut coming in at 210 pounds and Thomas marking 100 pounds on the scale.

“The Black Widow” used her tried-and-true method to down the dogs.

“My technique is I dunk two hot dogs in the water cup and then eat,” she said Tuesday.

The contest started nearly a century ago as a sideshow on the notorious boardwalk in Coney Island. But all that changed when Nathan’s Famous Restaurant saw the draw it had for the boardwalk, and especially the eatery.

Up until last year, men and women held contests together, but now have separate divisions.

“It’s an American institution,” said George Shea, who along with his brother, Richard Shea, and partner David Baer took competitive eating to a new level.

“America is able to celebrate freedom — its rights, its freedoms, all of the joys that comes with that — by eating hot dogs in the most absurd practice ever in mankind’s history.”

The three introduced the coveted mustard yellow championship belt, arranging for ESPN to telecast the competition live and promoting the “eaters” as professional athletes.

In addition to Nathan’s Famous Fourth of July International Hot Dog Eating Contest, the Sheas have organized other competitions, which they’ve dubbed Major League Eating.

Other contests include oysters, hamburgers, cheese steak, baby back ribs, buffalo wings, jalapenos, asparagus, meatballs, catfish and corned beef.

“I have never been more excited, and I’m not just saying that,” said Shea. “When I see Joey Chestnut — he’s an American hero, people flock around him. They flock around Sonya. I get goosebumps on my hands and realize the Fourth of July is here.”

In past years, Major League Eating hyped up the gastric rivalry between Chestnut and Kobayashi, a serial holder of the mustard yellow belt.

Kobayashi set his first record at his debut Nathan’s competition in 2001 by eating 50 hot dogs in 12 minutes. He went on to take home the title through 2006.

In the years since, he hasn’t participated because of a contract dispute with Major League Eating, which placed restrictive limits on endorsement and remuneration, his representatives said.

The Japanese eating legend did not want to play along, they said.

In 2010, Kobayashi was arrested when he stormed the stage at the competition. Last year, he contested from afar.

On the roof of a Manhattan bar, Kobayashi polished off 69 hot dogs and buns to the tune of a crowd chanting “Kobi! Kobi!” as the official Nathan’s contest played on a television beside him, unofficially beating Chestnut’s record.

This year, Kobayashi participated in an event titled Crif Dogs, a newer New York hot dog institution, which started in 2001.

The Crif Dog Classic took place at Roberta’s, a restaurant with its own growing reputation in Brooklyn’s trendy Bushwick neighborhood.

“You know we have asked Kobi probably two dozen times to come sit … we have said let’s sit, let’s figure this out we owe the world a rematch,” Shea said. “He doesn’t want to do that, I respect him.”

Despite other competitions, he said, no one can challenge Nathan’s.

Addressing crowds at the weigh-in Tuesday, New York City Mayor Michael Bloomberg got in the spirit, rattling off a string of hot dog puns — “dogged,” “catch up,” “cut the mustard” and “pronounced wiener.”

The third-term mayor then quickly offered his frank assessment of the speech, blasting his writers with relish.

“Who wrote this sh**?” Bloomberg asked, sparking a wave of laughter at City hall.


Hot dog-eating champs defend titles in Fourth of July showdown

NEW YORK (CNN) — The American “sport” of competitive eating capped off its signature battle royale in New York on Wednesday with the apparent triumph of two defending champions.

Joey “Jaws” Chestnut and Sonya “The Black Widow” Thomas each fended off would-be challengers during Nathan’s annual hot dog-eating competition in Brooklyn.

In an event likely to repulse most vegetarians, Chestnut tied his record by scarfing down 68 hot dogs and buns in 10 minutes. It marks the California native’s sixth win at the competition, tying his former rival, Japanese eating icon Takeru Kobayashi, who did not compete due to a contract dispute.

Thomas also successfully defended her title, setting a new women’s world record after downing 45 hot dogs and buns. That smashed her previous record of 41, which she set last year.

But in a similar showdown in the same New York borough, Kobayashi scarfed down 68.5 hot dogs and buns in the same amount of time in an all-you-can-eat event meant to rival the Nathan’s contest.

It’s not clear whether the two competitions have similar rules that allow for half counts.

Chestnut and Thomas attended the weigh-in for the Nathan’s contest on Tuesday, with Chestnut coming in at 210 pounds and Thomas marking 100 pounds on the scale.

“The Black Widow” used her tried-and-true method to down the dogs.

“My technique is I dunk two hot dogs in the water cup and then eat,” she said Tuesday.

The contest started nearly a century ago as a sideshow on the notorious boardwalk in Coney Island. But all that changed when Nathan’s Famous Restaurant saw the draw it had for the boardwalk, and especially the eatery.

Up until last year, men and women held contests together, but now have separate divisions.

“It’s an American institution,” said George Shea, who along with his brother, Richard Shea, and partner David Baer took competitive eating to a new level.

“America is able to celebrate freedom — its rights, its freedoms, all of the joys that comes with that — by eating hot dogs in the most absurd practice ever in mankind’s history.”

The three introduced the coveted mustard yellow championship belt, arranging for ESPN to telecast the competition live and promoting the “eaters” as professional athletes.

In addition to Nathan’s Famous Fourth of July International Hot Dog Eating Contest, the Sheas have organized other competitions, which they’ve dubbed Major League Eating.

Other contests include oysters, hamburgers, cheese steak, baby back ribs, buffalo wings, jalapenos, asparagus, meatballs, catfish and corned beef.

“I have never been more excited, and I’m not just saying that,” said Shea. “When I see Joey Chestnut — he’s an American hero, people flock around him. They flock around Sonya. I get goosebumps on my hands and realize the Fourth of July is here.”

In past years, Major League Eating hyped up the gastric rivalry between Chestnut and Kobayashi, a serial holder of the mustard yellow belt.

Kobayashi set his first record at his debut Nathan’s competition in 2001 by eating 50 hot dogs in 12 minutes. He went on to take home the title through 2006.

In the years since, he hasn’t participated because of a contract dispute with Major League Eating, which placed restrictive limits on endorsement and remuneration, his representatives said.

The Japanese eating legend did not want to play along, they said.

In 2010, Kobayashi was arrested when he stormed the stage at the competition. Last year, he contested from afar.

On the roof of a Manhattan bar, Kobayashi polished off 69 hot dogs and buns to the tune of a crowd chanting “Kobi! Kobi!” as the official Nathan’s contest played on a television beside him, unofficially beating Chestnut’s record.

This year, Kobayashi participated in an event titled Crif Dogs, a newer New York hot dog institution, which started in 2001.

The Crif Dog Classic took place at Roberta’s, a restaurant with its own growing reputation in Brooklyn’s trendy Bushwick neighborhood.

“You know we have asked Kobi probably two dozen times to come sit … we have said let’s sit, let’s figure this out we owe the world a rematch,” Shea said. “He doesn’t want to do that, I respect him.”

Despite other competitions, he said, no one can challenge Nathan’s.

Addressing crowds at the weigh-in Tuesday, New York City Mayor Michael Bloomberg got in the spirit, rattling off a string of hot dog puns — “dogged,” “catch up,” “cut the mustard” and “pronounced wiener.”

The third-term mayor then quickly offered his frank assessment of the speech, blasting his writers with relish.

“Who wrote this sh**?” Bloomberg asked, sparking a wave of laughter at City hall.


Ver el vídeo: Coney Island Hot Dog Eating Contest 2001 Amy Stone WCBS


Comentarios:

  1. Broden

    en casa con una mente curiosa :)

  2. Verge

    no te creo

  3. Daijar

    Todos los profesionales heterosexuales son ...



Escribe un mensaje